Las elecciones argentinas y el fallido factor italiano

Corría el año 2015 y en vista de las elecciones presidenciales ocurría algo nunca visto en la historia política argentina: los tres principales candidatos a presidente eran argentinos con doble ciudadanía. Cualquiera de ellos sería el cuarto presidente de la historia con orígenes italianas comprobables. Sin embargo esta relevancia política, simbólica y social pasó desapercibida.

Para la colectividad italiana se terminaban los peores cuatro años desde el retorno de la democracia, que le seguían a otro período de 50 años de golpes militares. Los últimos, desde 2011 a 2015, significaron el corralito a las jubilaciones italianas, la ley migratoria 25.871, qué borró todos los acuerdos binacionales anteriores, y la demolición de la estatua de los italianos, que según el gobierno populista y tercermundista de la época glorificaba a un genocida por ser dedicado a Cristóbal Colón.

En 2021, a seis años de distancia y en vista de las elecciones legislativas de medio término, siguen apareciendo candidatos políticos con doble ciudadanía aunque su orígen italiano queda relegado a un segundo (o también tercer) órden y no son motivo de relevancia. A las elecciones primarias de este domingo 12 de septiembre se le agregan las elecciones Comites del 3 de diciembre a las que podrá participar más de un millón de electores inscriptos al AIRE en toda Argentina.

En ambas elecciones se prevé un récord negativo de participación. Queda demostrado que la italianidad no se refleja en la política, almenos en Argentina.

Paolo B. Cinarelli (publicado por TheDailyCases.com el 12/09/2021)

Fuente: Le elezioni in Argentina e la mancata partecipazione italiana. The elections in Argentina and the lack of Italian participation. Las elecciones argentinas y el fallido factor italiano (thedailycases.com)